Dios Pitao Cocijo
Clásico, Monte Albán III B (500-800 d.C.)

Pitao Cocijo es el nombre del dios de la lluvia entre los zapotecos y se traduce como “Señor del Rayo”. Como protector de las antiguas culturas oaxaqueñas, es la deidad más representada e importante. Como dios de la lluvia, de él dependía la germinación de las semillas que producían el alimento de animales y hombres. Se le distingue por la máscara bucal serpentina, anteojeras y el glifo “C”, evocador de las fauces del jaguar, animal relacionado con el agua, que aparece al centro de su penacho. Como pectoral luce una floración de maíz.

 

Dra. Martha Carmona Macías 

Curadora-investigadora

Número de catálogo:
06.0-06062
Número de inventario:
10-0003242
Procedencia:
Zaachila
Dimensiones:
Alto: 35.7 cm
Ancho: 28.3 cm
Profundidad: 22.3 cm
Espesor: 1.5 cm
Sala en el museo:
Culturas de Oaxaca