Vasija-copa al pseudocloisonné con águila y serpiente
Epiclásico (600-900 d.C.)

 

Esta pieza fue de las que más llamó la atención del público cuando se difundieron los hallazgos de Manuel Gamio realizados en 1908. La técnica del pseudocloisonné, por su baño en capas, permitió que los diseños de esta copa resistieran a pesar del mal estado de conservación en el que se encontró. Gracias a ello se identificó la representación de un águila con una serpiente en el pico: una versión antigua de nuestro escudo nacional, si bien la época de manufactura no se conocería hasta 50 años después.

El propio Gamio, en la tesis de maestría que escribió sobre sus trabajos en Alta Vista, como alumno de la Universidad de Columbia en Nueva York, apuntaba la relación del motivo de las copas que recuperó con el símbolo que los mexicas —de origen chichimeca— encontraron en donde fundarían México-Tenochtitlan. Esta relación lo llevó a sugerir —como lo hicieron otros después de él— que dicho símbolo era un elemento relevante en la mitología de los grupos norteños en sus migraciones hacia el sur, de lo cual las copas de Alta Vista eran el antecedente arqueológico.

Por otro lado, esta hipótesis sería reforzada por las investigaciones de Konrad Preuss y Carl Lumholz entre los indígenas coras y huicholes, quienes identificaron la importancia del águila y la serpiente, que simbolizaban el dominio del sol sobre las lluvias huracanadas provenientes del Océano Pacífico, lo que garantizaba la llegada de las buenas lluvias para la cosecha de maíz.

En un profundo trabajo sobre el motivo del águila y la serpiente y sus diversas representaciones, los arqueólogos Humberto Medina y Baudelina García han confirmado que las representaciones más tempranas de águilas con serpientes en el pico provienen de El Tajín, en la costa del Golfo de México, y también de Alta Vista. Otros sitios del Epiclásico (600-900 d.n.e.), como las pinturas murales de Cacaxtla, sugieren que el longevo motivo del águila devorando a la serpiente se difundió en Mesoamérica durante el Epiclásico y luego regresó desde el norte con las invasiones chichimecas de los siglos XI y XII.


Arqlgo. Enrique García García
Curador-investigador MNA


Fuentes consultadas:

Gamio, Manuel
1910 Los monumentos arqueológicos en las inmediaciones de Chalchihuites, Zacatecas. En Anales del Museo Nacional de Arqueología, Historia y Etnología., Tomo II, pp. 469-492. INAH, México.

Kelley, John Charles y Ellen Abbot Kelley
1971 An Introduction to the Ceramics of the Chalchihuites Culture of Zacatecas and Durango, Mexico. Part 1: The Decorated Wares. Colección Mesoamerican Studies, Research Records, Series 69, núm. 5. University Museum Illinois University, Carbondale, Illinois.

Medina González, José Humberto y Baudelina L. García Uranga
2010 A 100 años de su descubrimiento Alta Vista. INAH, Gobierno del Estado de Zacatecas.

Número de catálogo:
12.3-00508
Número de inventario:
10-0005963
Procedencia:
Alta Vista, Chalchihuites, Zacatecas. Excavación de Gamio (1908).
Dimensiones:
Alto: 9.4 cm
Diámetro: 11.8 cm
Espesor: 0.5 cm
Sala en el museo:
Culturas del Norte