HUELLAS

HOME / PUBLICACIONES / HUELLAS / Guerreros de Occidente

Guerreros de Occidente


Guerreros de Occidente


La tradición de las Tumbas de Tiro es una expresión cultural que se desarrolló desde el Preclásico tardío (200 a. C) hasta el Clásico temprano (400 d. C) en el Occidente mesoamericano, en los estados de Nayarit, Colima, Jalisco y Michoacán, además de una porción oriental de la Sierra Madre Occidental (Zacatecas). En ellas se depositaban difuntos de alto rango junto con ofrendas que facilitarían su tránsito al mundo de los muertos.

Entre los objetos ahí depositados sobresalen las vasijas y terracotas de barro, las primeras con los alimentos y líquidos requeridos para el largo viaje y las segundas con representaciones de animales, plantas y personas que tuvieron un vínculo con el difunto. Entre estas últimas ofrendas sobresalen las conocidas como guerreros, representaciones humanas en actitud defensiva. Estas figuras fueron interpretadas durante mucho tiempo como jugadores de pelota o guerreros, en virtud de que se encontraban en una actitud agresiva y con un objeto contundente en la mano. Desde los años 70 se han propuesto nuevas interpretaciones, como la que los considera chamanes que defienden al muerto contra las fuerzas sobrenaturales que encuentra en su camino. Estos personajes librarían batallas para asegurar que el alma del difunto llegue a su destino. Otros investigadores los han reconocido como parte de los complejos ceremoniales funerarios, en los cuales, además de las cualidades físicas y materiales de un guerrero, tienen la capacidad de ejercer esos atributos en el ámbito de los muertos.

Dra. María de los Ángeles Olay Barrientos*
Centro INAH Colima